¿Por qué la automedicación con antibióticos es nociva para la salud?

Comenzaremos esta nota haciéndote dos preguntas muy sencillas: ¿Qué pasaría si intentamos curar un dolor de estómago con una aspirina? ¿o si tomáramos un antiácido para calmar el dolor de espalda? La respuesta es muy sencilla, no vamos a obtener los resultados que buscamos. Ese es el mismo principio que debes de tomar en cuenta cuando decidas automedicar un resfriado con antibióticos. Estos fármacos no funcionan en estos casos, ya que solo sirven para tratar infecciones bacterianas, no virales.

La mala administración de antibióticos puede provocar reacciones alérgicas de moderadas a graves, daños renales o hepáticos y diarreas severas que podrían causar la muerte. Adicionalmente, la sobreutilización conduce a la llamada resistencia a los antibióticos, que se produce cuando las bacterias mutan en respuesta a su uso y el medicamento deja de ser efectivo para combatirlas.

¿Qué es la resistencia a los antibióticos y por qué es peligrosa?

Las bacterias, por mecanismos de resistencia natural u otros que se adquieren ante la presión del uso de los antibióticos, tienen la capacidad de ir generando cepas cada vez más resistentes. Esto da como resultado que el medicamento que estés utilizando pierda su efecto. Según la Organización Mundial de la Salud, para 2050 va haber un estimado de 10 millones de muertes anuales atribuibles a la resistencia a los antimicrobianos porque nos vamos a quedar sin antibióticos efectivos para combatirlas, muchas infecciones comunes se volverán difíciles de curar y las intervenciones quirúrgicas serán más peligrosas.

Cabe destacar y reiterar que los antibióticos curan enfermedades bacterianas, no virales. Su autoadministración ante cuadros virales es una mala práctica porque los antibióticos no curan el resfrío ni tratan la fiebre.

Fuente: https://www.osde.com.ar/salud-y-bienestar/antibioticos-por-que-es-peligrosa-la-automedicacion-1514.html

Write a comment
SCROLL UP